miércoles, 30 de marzo de 2016

Booktubers

Imagen: acreralo.com

¿Está mal leer un best seller? ¿Las novelas juveniles son literatura light? ¿Qué pensamos acerca de las novelas de John Green o de Blue Jeans? No esperemos respuestas favorables de un profesor universitario de Literatura o de un escritor formado con obras de James Joyce. Los únicos quienes pueden defender esa producción son sus propios fanáticos y especialmente los booktubers.

Los booktubers son los animadores literarios más cercanos a los intereses del público adolescente. Según el portal de la editorial SM, los booktubers lo conforman jóvenes entre 15 y 25 años de edad. Se valen de las redes sociales para opinar o reseñar sobre lo que leen; Youtube es su principal canal. Quizás porque estoy fuera del rango de edad (apenas, eh) y porque mis gustos literarios son otros, no he sentido mucho interés por la mayoría de videos. Con esto no quiero decir que sean malos, son más bien divertidos, solo que las temáticas de las novelas que presentan no van con mi entorno. Sin embargo, tuve simpatía por dos booktubers que me llamaron la atención:

El primero es El coleccionista de mundos, de Sebas G. Mouret, un joven español que desde hace cuatro años viene comentando con inteligencia y mucha gracia los libros que lee, aunque peca de hacer muchos preámbulos. Ahora, además de reseñar, Sebas es un ejemplo en la comunidad, pues añade otras secuencias que todo booktuber debe realizar: el booktag (temática relacionada al acto de leer), el book haul (mostrar los libros que ha adquirido), el book shelf tour (mostrar la biblioteca), entre otros.

El otro es Rainbook, de Alejandra Segura, una chica mexicana (la mayoría de booktubers son chicas mexicanas) que sale un poco de la honda adolescente y enseña libros que podrían atraer a lectores que empiezan a ponerse exigentes, por ejemplo las novelas Como agua para chocolate de Laura Esquivel o La casa de los espíritus de Isabel Allende. Si tuviera que elegir uno entre todos los booktubers, me quedo con Rainbook.

En el Perú tenemos a la comunidad Booktube Perú. Resalta Cuando leo me enamoro y My life with books.

No podemos ser tan cerrados con nuestras lecturas, ¿no? Alguien se va a enojar por hablar de los booktubers; pero, si algo están haciendo bien es incentivar el vicio de leer, actividad que a veces no podemos los profesores de Literatura cuando dejamos como tarea obligatoria a Cervantes. Los alumnos me cuentan que pueden terminarse una novela juvenil entera en un solo día. Incluso han estado tan atrapados que llevan sus libros a clase. En cambio a Cervantes hay que leerlo cuando el gusto por los libros es más curioso. Borges decía que debemos leer por placer y no por obligación, que algún día seremos dignos de Shakespeare y Shakespeare digno de nosotros. Lo dicen también los expertos en Educación. Simplemente es cuestión de gustos. Las novelas de Jaime Bayly fueron vapuleadas por Vargas Llosa, pero tuvieron buen comentario del mismísimo Roberto Bolaño. En cuanto a lectura juvenil, no puede estar mal que los chicos lean lo que les llame más la atención.

Aunque nunca falta por allí algún muchacho que te sorprenda, como me pasó a mí, que después de hablar de los booktubers en el aula, al final de la clase un alumno me comentó que no menospreciaba las lecturas de sus compañeros, pero que gozaba más leyendo a los clásicos como Dostoievsky y Tolstoi. Lo bueno de un clásico es que nunca pasará de moda.

0 comentarios:

Lo más leído